MINISTERIO DE LAS CULTURAS, LAS ARTES Y EL PATRIMONIO

BitácoraResidencias de arte colaborativo

Red Cultura
Residencia: Cuentos naturales Purén - Malleco, La Araucanía - 2017 Residente: Katherine Guerrero
Publicado: 14 de Noviembre de 2017
Con Mami Yoyo

Yendo al campo en sector Lolonco, pudimos conocer hace varias semanas atrás a Gloria, también llamada Mami Yoyo. Casi toda su familia le dice así por cariño, cuando la conocimos empezamos a conversar con ella acerca de nuestra labor en Purén y contarle de que trataba la residencia, ella nos escuchaba y nos decía que en lo que pudiera nos ayudaría, pero que la mayoría del tiempo debe pasarlo en casa por sus hijas, nieto y familia. Aun así ha sido muy amable regalándonos su tiempo y también huevos de sus gallinas, tortillas y sopaipillas hechas por ella.

En las visitas a Lolonco, hemos compartido en más de una ocasión con ella, conversando acerca de su vida, la crianza de animales y su huerta.

La Mami Yoyo nos llevó a buscar abono para su huerta, lo tenía en un cuarto bajo techo, lo utiliza para sus plantas. Fuimos a su huerta donde comenzó a mezclar el abono con la tierra, luego tomó unos plantines de ají para transplantarlos, comentando que las lluvias no la habían dejado ni sembrar ni plantar en todo este tiempo, explicando que las lluvias inusuales de septiembre y octubre retrasan los sembradíos de los huertos y parcelas, que la tierra estaba enojada con los humanos y por eso pasaba esto. Mirando sus plantines escuchábamos sus creencias, cuando terminó de plantar nos hizo un recorrido por la huerta, nombrándonos algunas de sus plantas comestibles y también medicinales, pensando en tener más variedades a futuro. Pudimos ver que tenia éter, áloe vera, matico, menta, laurel, chascú, calas blancas, hualles en crecimiento, durazno, manzano y varias más. Además de estar en la huerta compartiendo y aprendiendo algunas propiedades de ciertas plantas, Mami Yoyo comenzó a amasar para hacer sopaipillas con papas, para luego freírlas en la cocina a leña. Se ven en muchas casas de por aquí, de verdad que tiene la receta perfecta, toda su familia siempre espera por sus sopaipillas, tortillas y pan amasado para tomar once.

Mami Yoyo nos invita a comer a la mesa junto a toda su familia y nosotros con gusto nos quedamos compartiendo con ellos.

« Ir a residencia