MINISTERIO DE LAS CULTURAS, LAS ARTES Y EL PATRIMONIO

BitácoraResidencias de arte colaborativo

Red Cultura
Residencia: Agua, Transito y Memoria Colina - Lampa, Región Metropolitana - 2019 Residente: Organización Comunitaria y Cultural La Finca
Publicado: 20 de octubre de 2020
«La cordillera de la costa en el corazón del mapa»

(Por Iván Rivera, en contexto de mapeo y convocatorias por el segundo encuentro por el agua Aconcagua – Chacabuco)

 

I

El agua no es propiedad ni mercancía, sino que es un fin en sí misma. Es un ser o una existencia con la cual podemos vincularnos afectivamente, desplegar emociones y construir memorias.

 

II

No se debe observar la geografía desde sus límites esencialistas. Si bien los cordones montañosos y placas tectónicas transmutan de manera que solamente las percibimos como desastres, los seres vivos por otro lado sí convierten la superficie en un territorio móvil y dinámico. Las aves hacen migrar a los bosques y el agua lo hace con todos los seres animados.

 

III

Por otro lado, seguir pensando que la altura y los límites geológicos son detenciones hoy en día sería un despropósito o un arcaísmo. La rearticulación territorial maniobrada por el extractivismo sobrepasa todo límite estructural de la tierra. Por ejemplo la carretera eléctrica que atraviesa la reserva de la biósfera La Campana-Peñuelas (una altura considerable), o bien, cuando Minera Los Pelambres pretende abastecerse de energía con el proyecto hidroeléctrico Alto Maipo, dos regiones hacia el sur de donde se encuentra el yacimiento.

 

El capitalismo ya desbordó toda existencia territorial. Dada esta desarticulación hay que volver a tramarse.

 

IV

Así es como llegamos a la cordillera de la costa, cordón que separa geológicamente los dos territorios que pretendemos encontrar. Jocelyn nos contaba de la figura del “biombo” que se está utilizando para señalar a los cordones montañosos. Biombo porque separa y a la vez permea, biombo porque no es un freno al tránsito, sino que un catalizador para el desarrollo de la vida.

 

V

El sector de la cordillera de la costa que separa los dos territorios a reunir -Aconcagua y Chacabuco- es el cordón denominado Reserva de la Biosfera Campana-Peñuelas. El límite resulta ser uno de los ecosistemas más ricos de la región, un bosque antiquísimo de palmas y robles.

« Ir a residencia