MINISTERIO DE LAS CULTURAS, LAS ARTES Y EL PATRIMONIO

BitácoraResidencias de arte colaborativo

Red Cultura
Residencia: CH-60, las napas subterráneas y el metalero Panquehue, Valparaíso - 2019 Residente: Josefa Micaela Ruiz Caballero
Publicado: 30 de diciembre de 2019
La montaña siempre estará ahí.

Le murmullan un secreto a Claudia y le indican que no haga nada. Le murmullan un secreto a Víctor Hugo y le indican que trate de descifrar lo que esta haciendo Claudia. Todos los demás miramos desde afuera ¿Qué está pasando en escena? Aparecen múltiples explicaciones, que están peleando, que Claudia esconde algo, qué Víctor Hugo esta inquieto.  Nico, diseñadora teatral y actriz, nos dice: todo significa. Todo lo que pongamos en el escenario quiere decir algo.

El intercambio sigue sobre escenografía, diseño de luces y vestuario, con algunos ejercicios, fue preciso y necesario, según los comentarios, tras bambalinas.

El punto de observación, de concentración, con la mirada, intencionalidad en el vestuario, respiración, uso del diafragma para articular emociones, la necesidad de ensayar en el espacio del estreno. Así como empezar a soltar el texto y relacionarnos con la atmósfera de la obra, escenografía, a través de acciones físicas, por ejemplo, fueron temas propicios para acoplarnos más, en la construcción de nuestro ejercicio escénico.

Durante una demostración dramática de Nico, recordando el uso del diafragma, rompió en un llanto progresivo sobre la montaña que siempre estaría allí, su expresión se volvió frágil, de lágrimas y desesperada, mientras Francisca, a su lado, conmovida le tocaba su hombro, en forma de consuelo.

 

Las posibilidades de jugar con una camisa, las múltiples formas de uso, la acción, la luz, la expansión de la forma, las maneras de representación ya agarran curso.

 

 

 

 

« Ir a residencia